Fisioterapia respiratoria

La fisioterapia respiratoria engloba la prevención, tratamiento y estabilización de enfermedades del aparato respiratorio que interfiera en su correcto funcionamiento, cuyo objetivo y fin es mantener o mejorar la función respiratoria. Esta especialidad de la fisioterapia nos ayudara en patologías como bronquiolitis, bronquitis, neumonías, atelectasias y catarros de vías altas para favorecer el correcto desarrollo de la función pulmonar.

 

Como nos puede ayudar la fisioterapia respiratoria:

  1. Ayuda a drenar las secreciones bronquiales: en las infecciones respiratorias de vía inferior, como bronquitis o bronquiolitis, se generan secreciones dentro del pulmón provocando tos y dificultad respiratoria. En muchas ocasiones, los síntomas perduran durante semanas e incluso meses. Si aplicamos tratamiento farmacológico junto con fisioterapia respiratoria nuestro niño mejorara hasta el punto de dejar de tomar la medicación.
  2. Ayuda a comer mejor. Después de la sesión de fisioterapia respiratoria ayudaremos al niño a mejorar su respiración nasal y eliminar los mocos de la garganta y vía respiratoria inferior aumenta su apetito por la comida.
  3. Ayuda a controlar y a eliminar la tos. Cuando los lavados nasales no son suficientes y el moco ya está empezando a caer a la garganta provocando tos e incluso vómitos, la Fisioterapia Respiratoria nos ayudara para eliminar esas secreciones y a tener una tos productiva para eliminarlas.

¿Quieres pedir cita o solicitar ayuda del terapeuta infantil? ¡Llama ahora! - 91 280 35 95